[Traspaso de la Justicia nacional a la Ciudad] Adrián Camps: “Aún no están garantizados los derechos laborales”

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 5 de abril de 2017. La Legislatura porteña aprobó hoy el traspaso de la Justicia Nacional a la Ciudad. El legislador del socialismo auténtico Adrián Camps votó favorablemente la transferencia del Registro de la Propiedad Inmueble, pero de manera negativa los tres expedientes restantes referidos a las Relaciones de Consumo, la Inspección General de Justicia (IGJ) en todas las materias no federales y a la Justicia Nacional Ordinaria Penal. Durante su discurso en el recinto, el diputado socialista explicó los motivos: “No voto en contra porque esté en contra de fortalecer la autonomía de la Ciudad, sino porque falta un compromiso explícito para garantizar los derechos laborales a los trabajadores“.

“He votado todas las leyes de la Ciudad de Buenos Aires en favor de su autonomía, incluyendo el traspaso de la Policía; pero en este caso no comparto el procedimiento que se ha seguido para la sanción de estas leyes. Se realizó una sola reunión de asesores, una única reunión informativa a la que sólo asistió un representante del Registro de la Propiedad, que es el que tiene menos conflicto para el traspaso, y luego se pasó a la reunión de diputados donde se firmaron los despachos. El traspaso de la Justicia sólo pasó por la Comisión de Asuntos Jurisdiccionales; no fue girado a la Comisión de Justicia. Curiosamente, hoy, el miembro informante del bloque del PRO es el diputado que la preside, reafirmando la absoluta competencia de esa comisión en el tema que estamos tratando”, explicó el diputado porteño Adrián Camps.

“En todas las reuniones participaron representantes de los trabajadores e hicieron observaciones fundadas sobre sus derechos, sobre las distintas modalidades de contratación y la falta de garantías al respecto en el texto del convenio. Muchos diputados sentimos que faltaba un compromiso por parte de la Ciudad para garantizar esos derechos. Como resultado de todo ello, llegamos a la sesión de hoy en un clima de conflicto importante y que ha sido saldado, hace pocos minutos, gracias a un acuerdo a partir del cual el presidente del bloque del PRO se comprometió a poner en tratamiento, en una próxima sesión, un proyecto que refleje la defensa de los derechos de los trabajadores”, agregó.

“De todas maneras, entiendo que todo esto debió ser resuelto antes; que primero se debieron firmar todos los acuerdos necesarios para garantizar los derechos laborales, y después, una vez saldada esa discusión, votar el traspaso. Por lo tanto, voy a votar en contra de tres de los cuatro expedientes y, por la positiva, sólo el del Registro de la Propiedad”, finalizó Adrián Camps.